Tener una presencia online hoy en día es fundamental y una buena estrategia de social media nos ayudará a conectar tanto con clientes actuales como clientes potenciales.

Las cifras de usuarios en redes sociales aumentan cada año y las nuevas generaciones hiperconectadas impulsan este canal de comunicación.

Son muchas las empresas que cada  vez dedican un presupuesto mayor a su estrategia de social media, porque las posibilidades que ofrecen las redes sociales son múltiples.

Desde acciones de branding, presentación de productos, comunicación directa con los usuarios, mayor conocimiento de sus clientes, atención a sus consultas…

¿Qué es una estrategia Social Media?

Es la planificación y adecuación de los diferentes medios sociales para establecer una vía de comunicación con nuestros usuarios para alcanzar los objetivos de marketing de una empresa.

¿Cómo hacer un plan de Social Media?

Para desarrollar un plan de Social Media es necesario hacer un análisis de la situación actual de la empresa y los objetivos que queremos alcanzar. Podemos establecer 4 procesos:

Proceso de análisis: deberemos saber cuál es la meta que queremos alcanzar. Tendremos que realizar un análisis de la situación actual de la empresa tanto en su presencia online como en su reputación y podremos hacerlo a través de análisis DAFO (Debilidades, Amenazas, Fortalezas, Oportunidades).

Es importante establecer cuál es nuestro público objetivo, conocerlo y saber de qué manera nos vamos a dirigir a él.

Proceso estratégico: Es la forma en que la vamos a lograr nuestro objetivo. Debido al análisis DAFO hemos detectado unas oportunidades que vamos a integrarlas en nuestra estrategia de redes sociales.

Podemos hacer estrategias de promoción, de captación, de leads, de fidelización… Además determinaremos en que canales vamos a llevarla a cabo: Facebook, Instagram, YouTube, Twitter, Google, etc.

Proceso de ejecución: En este proceso determinaremos qué herramientas vamos a usar para llevar a cabo la estrategia y la ejecutaremos a través de ellas.

Proceso de medición: Analizaremos los resultados para medir si las acciones de social media han sido efectivas. Deberemos haber definido bien nuestros objetivos a través de los KPI.

Los KPI es el tipo de medición que determina si nuestro plan de social media ha sido efectivo, por lo que es importante analizarlos para saber qué aspectos se pueden mejorar.

Es importante llevar a cabo todos los pasos para lograr nuestro objetivo inicial. Si necesitas un Plan de Social Media para tu negocio, o profesionales que se encarguen de potenciar tu imagen online, podemos ayudarte desde aquí.